​El PSOE lamenta el desprecio a la cultura del Gobierno del PP de Breña Baja con el cierre de la Biblioteca Municipal.

​Las concejalas socialistas denuncian que se haya arruinado un proyecto que era un referente en La Palma, en un municipio que presume de ser ‘Ciudad Amiga de la Infancia’
|

Biblio


El Grupo Socialista del Ayuntamiento de Breña Baja denuncia que la Biblioteca Municipal Mauro Fernández Santos está cerrada fruto de la indolencia y el desapego a la cultura real del Gobierno local del Partido Popular (PP), que continúa dejando de la mano la gestión para seguir en pro de la política del mero postureo.


En este sentido, explican que el pasado mes de enero, el bibliotecario de este centro dejó de prestar servicios, aunque el grupo local defienda que el cierre es por obras. Una situación que los socialistas consideran muy preocupante, teniendo en cuenta que se trata de uno de los principales recursos culturales de Breña Baja, que había logrado convertirse, gracias a la labor del profesional que estaba al frente, en un referente.


Las concejalas socialistas, Ana García y Natalia Martín Luis, recuerdan que, según la legalidad vigente, para municipios de más de 5.000 habitantes, es obligatorio tener una biblioteca municipal abierta a tiempo completo y que cuente con un bibliotecario/a a tiempo completo. El hecho es que Breña Baja tiene más de 5.000 habitantes desde 2009, por lo que la Biblioteca, al reabrir en 2018, llevaba ya la friolera de 11 años cerrada. Además, cabe destacar que el Presupuesto del Ayuntamiento para el presente año contemplaba una partida de 15.000 euros para la Biblioteca. “Una cifra claramente insuficiente para el salario de un bibliotecario titulado”, recalcan.


Desde su reapertura, la Biblioteca ha recibido subvenciones del Gobierno de Canarias por este servicio y además, gracias al buen hacer del bibliotecario y su visión, ha logrado prestigiosos premios nacionales, como el María Moliner (Los Goyas de las Bibliotecas) en 2020 y 2021, los cuales están dotados económicamente.La realidad es que a pesar de los avances que se habían logrado en la Biblioteca gracias a la dinamización e impulso logrado por su responsable, la precariedad laboral y del estado del propio edificio, que sufría frecuentes inundaciones, ha conducido a esta situación lamentable.


Las concejalas socialistas cuestionan que se haya cumplido con la Ley de Contratos en el servicio de la Biblioteca; con la ley de Base Local, ya que solo se ha abierto a tiempo completo en el periodo de enero a septiembre de 2021; con la legalidad vigente al exigir exclusividad al bibliotecario, que era autónomo. Incluso temen que el Ayuntamiento pueda perder la subvención que cobra desde 2019 por este servicio y tener que devolver los importes, puesto que la Biblioteca está cerrada desde enero de 2022.


Con todo, desde el Grupo Socialista señalan que “lo más sangrante es que la Biblioteca, gracias al esfuerzo, la creatividad y el empeño de su bibliotecario, se había convertido en un centro cultural de calidad, agrupando a niños y adolescentes en actividades y lectura que incluso se extendieron a los centros educativos para lo que ahora no tienen alternativa”. “Se ha dejado escapar una oportunidad única, donde un municipio pequeño tenía una biblioteca de gran alcance”, añaden.


Las concejalas socialistas recuerdan al Gobierno municipal del Partido Popular y a su alcalde Pérez Sicilia que “las bibliotecas no son un gasto sino una inversión de futuro por las que merece la pena apostar para el bienestar ciudadano y promover la cultura entre los habitantes del municipio. Breña Baja presume de ser Ciudad Amiga de la Infancia pero no hay amistad posible ante la negligencia cultural con un niño y su futuro”.


Comentarios

UNTE A NUESTROS GRUPOS

UNTE A NUESTROS GRUPOS