Los servicios de inspección de mercancía en el puerto, de los más rápidos del sistema portuario nacional.

​La Subdelegación del Gobierno impulsa un protocolo de actuación que implique a toda la administración y empresarios
|

Servicios de inspeccion del puerto tinerfeno CIP 1080x630


Son varias las administraciones que en relación a la inspección y movimiento de mercancías prestan sus servicios en el puerto de Santa Cruz de Tenerife dotadas del correspondiente personal técnico funcionarial, con diferente dependencia funcional y orgánica, no siendo competencia de la Autoridad Portuaria la realización de dichas tareas.No obstante, el Organismo tinerfeño, consciente de su papel coordinador, se preocupa por que la prestación de servicios en sus instalaciones sea la correcta y se efectúe en tiempo y forma adecuados, tanto por parte de las citadas administraciones como por las propias empresas que en él operan.



Como ejemplo, el Centro de Inspección del puerto de Tenerife, que unifica la tramitación de servicios como sanidad exterior, vegetal, animal, aduanas e inspección y control de mercancías, realizó en 2020 un total de 6.127 inspecciones invirtiendo un promedio de una hora y media en la realización de la totalidad del procedimiento.A nivel estatal, y de acuerdo el Marco Estratégico del Sistema Portuario en elaboración, la meta a conseguir en 2025 es emplear un plazo máximo de 48 horas en la inspección de mercancía no perecedera o mercancía general, y de seis horas para la perecedera, con lo que sin lugar a dudas el servicio al respecto en el puerto capitalino es de los más rápidos del país.


No obstante, hay aspectos que mejorar como los referidos a la falta de personal funcionarial para las inspecciones del fin de semana, objetivo con el que desde la Subdelegación del Gobierno se está impulsando la definición de un protocolo de actuación que implique a todos los estamentos de la administración central y autonómica con la colaboración de los empresarios.En este punto cabe recordar la necesariedad de que toda mercancía depositada en el muelle cuente con la correspondiente documentación y certificados que permitan agilizar su inspección y por tanto salida de muelle lo antes posible. Así también se evitan retrasos en su llegada al destinatario final.



Incremento de fletes. En lo que al incremento de los fletes procedentes de Asia se refiere, es una cuestión que escapa a la competencia de las autoridades portuarias. En 2020, el funcionamiento de la cadena de suministro internacional y la operativa habitual del tráfico marítimo se resultó afectada por el COVID no solo en Canarias sino en todo el mundo, afección que condujo a la reducción de buques en funcionamiento y de líneas marítimas, además de un déficit de contenedores vacío.


Comentarios