​La Guardia Civil continúa realizando mediciones en determinadas zonas de La Palma donde aún los altos niveles de gases nocivos son incompatibles con la vida humana

Los agentes velan por garantizar la salud de todos los ciudadanos en la isla evitando así los graves peligros que conlleva la emanación de esos gases
|

Guardia


La Guardia Civil continúa realizando servicios de prevención en la isla de La Palma en relación con la emergencia causada por la erupción volcánica con el objetivo de seguir velando por la salud de todos los ciudadanos que pudieran verse afectados.


La Unidad Central Operativa NRBQ y la Unidad de Subsuelo desplazadas desde Madrid, así como otras unidades de apoyo que se encuentran permanentemente en la isla, continúan realizando mediciones en las zonas aún afectadas por los altos niveles de gases como el monóxido de carbono, cuyos valores están fuera de los límites, siendo así incompatibles con la vida humana y animal, y donde además, los niveles de oxígeno son bajos, motivo por el cual, se han encontrado animales muertos de diversas especies.


Además, los agentes de la Guardia Civil utilizan drones en aquellas zonas afectadas por la lava donde es imposible su acceso caminando o en vehículo a motor.

Consejo de la Guardia Civil.


La Guardia Civil recomienda a la ciudadanía tomar conciencia de los graves peligros de la emanación de esos gases incompatibles con la vida, siendo ese el único y principal motivo de la prohibición de acceso a determinadas zonas con el objetivo de proteger la vida de todos los ciudadanos.


Los ciudadanos deben seguir siempre las indicaciones que las autoridades competentes en la materia establecen continuamente en sus perfiles o canales oficiales.


Comentarios

UNTE A NUESTROS GRUPOS

UNTE A NUESTROS GRUPOS