Sodepal arranca un ciclo de conferencias sobre el incentivo de la ZEC para el desarrollo de proyectos empresariales en la Isla.

​La consejera de Desarrollo Económico, Raquel Díaz, sostiene que la difícil situación que se vive con el volcán “nos obliga a redoblar esfuerzos en acciones que puedan generar economía”
|

Zona ZEC La Palma


La empresa pública Sodepal, en la colaboración del Consorcio de la Zona Especial Canaria (ZEC), ha comenzado este miércoles, día 27 de octubre, el primer ciclo de charlas, conferencias y networking sobre inversiones y fiscalidad.Esta acción, enmarcada en el proyecto ‘La Palma, una isla de oportunidades”, tiene como objetivo ayudar en el desarrollo socioeconómico del territorio insular.



La primera de las charlas se celebró en el salón de actos del Museo de Arte Contemporáneo de la capital palmera, bajo el título ‘La ZEC: un incentivo para el desarrollo de proyectos empresariales en La Palma’. Estuvo dirigida a asesores fiscales y agentes de desarrollo local implicados en materia de asesoramiento a empresas.


Este ciclo se fundamenta en dar a conocer los beneficios que tiene la ZEC para las entidades que la conforman, especialmente en las islas no capitalinas, donde los requisitos para formar parte de la Zona Especial Canaria tienen menos exigencias en aspectos de empleo e inversión mínima que se exige en las capitalinas.Se trata de uno de los beneficios fiscales más potentes de toda Europa, que tiene como fin atraer a todo tipo de inversores a las islas para establecer sus negocios.


La consejera insular de Promoción Económica y responsable de Sodepal, Raquel Díaz, ha señalado que “estamos viviendo una situación muy compleja, con un volcán que afecta especialmente a centenares de familias y empresas, una realidad que nos obliga aún más a la puesta en marcha de acciones que favorezcan el desarrollo socioeconómico de La Palma”.


Raquel Díaz defendió el potencial de la ZEC “como un instrumento de beneficio fiscal capaz de atraer empresas a La Palma”. Además, apostó por impulsar de manera "extraordinaria deducciones y exenciones de diversa índole así como por flexibilizar otras medidas económicas, tributarias e incentivos fiscales recogidos en el REF y la RIC, y aplicables al Impuesto de Sociedades o el IRPF dada su capacidad para estimular la recuperación socioeconómica de la Isla y, en particular del Valle de Aridane promoviendo la inversión tanto pública como privada".


Una situación que a juicio de la consejera “requiere extrapolar el modelo de colaboración entre administraciones que hemos desarrollado hasta el momento desde el Cabildo Insular de La Palma con el ejecutivo central, regional y los Ayuntamientos para seguir trabajando de la mano, con y junto al tejido empresarial de la Isla como fuente de creación y mantenimiento del empleo, el desarrollo económico y el bienestar social en nuestra Isla".



En palabras del presidente de la ZEC, Pablo Hernández González-Barreda: "Este régimen constituye una oportunidad para todas las islas, pero ahora es más necesario que nunca poner el foco en La Palma para que nuevas inversiones contribuyan a la reactivación. El hecho de que en La Palma sólo se requieran tres empleos y cincuenta mil euros de inversión para poder acceder a las ventajas de la ZEC es una oportunidad para promocionarla y que los y las emprendedores palmeros lo aprovechen y se capten startups de fuera de la Isla para que contribuyan a la recuperación".


Comentarios

Lo más leído