​CC de San Andrés y Sauces denuncia el estado de abandono del Molino El Regente por falta de mantenimiento.

​El deterioro de esta edificación histórica que alberga un museo etnográfico es muy evidente y preocupa el daño que haya podido sufrir la maquinaria del molino del siglo XIX
|

Molino4


El grupo de Coalición Canaria llevará al próximo pleno el estado de abandono que padece el Molino El Regente. Esta edificación del siglo XIX, que alberga un museo etnográfico, presenta un deterioro evidente en la fachada, puertas y ventanas, muros adyacentes y demás instalaciones.



El edificio, que es propiedad del Cabildo, está gestionado por convenio por el Ayuntamiento de San Andrés y Sauces, que debe hacerse cargo de las labores de mantenimiento.“Todos los equipos de gobierno de mandatos anteriores han llevado a cabo el mantenimiento del Molino, que es una parte importante del patrimonio histórico del municipio”, recuerdan los concejales de CC, Antonio Ortega y Belén Nonato. “Por eso no se entiende la despreocupación del actual equipo de gobierno, que ha provocado el deterioro actual”.


Molino1


“Las dos administraciones que deben velar por la conservación del edificio, que son el Cabildo y el Ayuntamiento, lo han dejado en completo abandono”, añaden, “y nos preocupa de manera especial el estado de conservación de la maquinaria del molino y de la réplica de telar canario que hay en el interior del edificio”, añaden.


La propuesta que CC llevará al próximo pleno plantea que, de manera urgente, se acuerde con el Cabildo un plan de renovación y puesta a punto de las instalaciones “para que en el futuro pueda seguir siendo una infraestructura básica en nuestro patrimonio histórico y en el desarrollo de nuestra cultura”.Antonio Ortega y Belén Nonato plantearán también que se estudie la viabilidad de poner en marcha el molino mediante un sistema de circuito cerrado “para que se convierta en un reclamo turístico del municipio”.



El Molino El Regente es testigo histórico del pasado fructífero de San Andrés y Sauces en base a la riqueza de su acuífero. Fue mandado a construir por Luis de Vandewalle y Quintana en 1873 y consta de una casa, una torre y acueducto.Dentro de las dependencias de la casa, destacan la sala de turbinas; la sala del molino propiamente dicha, donde se encuentra la maquinaria; la cocina con horno de leña y una sala con una réplica de telar canario.


Comentarios