Buscar
10:26h. Viernes, 19 de Octubre de 2018

La magia del teatro negro regresa al Circo de Marte con la compañía Irú y su versión de ‘Alicia en el País de las Maravillas’Ancla.

Tras su aplaudida ‘El soldadito de plomo’, la compañía madrileña vuelve a Santa Cruz de La Palma este domingo a las 12:00 horas

La magia del teatro negro regresa al Circo de Marte con la compañía Irú y su versión de ‘Alicia en el País de las Maravillas’Ancla.
La magia del teatro negro regresa al Circo de Marte con la compañía Irú y su versión de ‘Alicia en el País de las Maravillas’Ancla.

El Teatro Circo de Marte de Santa Cruz de La Palma acoge este domingo, a partir de las 12:00 horas, a la compañía madrileña Irú Teatro, con el espectáculo Alicia en el País de las Maravillas, una revisión del cuento clásico en el que la magia del teatro negro y los títeres de diferentes tamaños invitan al espectador a sumergirse en un mundo donde la fantasía es la protagonista. Las entradas para la función, incluida en el programa estatal Platea, pueden adquirirse en taquilla y en la web del teatro al precio de 6 y 9 euros. 

Esta compañía ya cosechó un notable éxito en el Teatro Circo de Marte con su anterior montaje: una sorprendente adaptación de El soldadito de plomo en el que la combinación de diferentes técnicas de manipulación de títeres conseguía aumentar las posibilidades del teatro negro, más allá de su efectismo. Una fórmula que ahora repiten en esta versión del clásico de Lewis Carroll

La concejal de Cultura de Santa Cruz de La Palma, Virginia Espinosa, señala que con este espectáculo “iniciamos una intensa oferta cultural en el mes de octubre, en la que tendremos actividades todos los fines de semana. Seguimos apostando además por las matinées de los domingos como una propuesta especialmente pensada para el público familiar, programando espectáculos de gran calidad con los que disfrutarán mayores y pequeños”.

Convertido en un clásico de la literatura universal, Alicia en el País de las Maravillas narra las aventuras de una niña inquieta con una imaginación desbordante, cansada de un mundo lleno de normas impuestas y con ganas de vivir aventuras. En su persecución del conejo blanco parlanchín, Alicia empezará un viaje increíble lleno de magia, canciones y diversión en el que tomará el té con el Sombrerero Loco, jugará a las adivinanzas con la Oruga, ayudará a pintar las rosas del jardín de rojo y participará en un partido de críquet con flamencos… todo esto si la Reina de Corazones no le corta antes la cabeza.

Irú Teatro lo fundan los actores y manipuladores Raúl Amores y Ricardo Cristóbal. Ambos coincidieron en la compañía Pampinak a las órdenes del director uruguayo Martin L. Romanelli en el espectáculo El truco de Olej, con el que estuvieron varios años de gira. Esta experiencia fue la que despertó su interés por el teatro negro y sus posibilidades narrativas por lo que, en septiembre de 2012, deciden empezar a investigar sobre esta técnica mezclada con títeres.