Buscar
12:21h. Lunes, 24 de Septiembre de 2018

El Cabildo reorganiza el tráfico por la Carretera de La Cumbre para favorecer la seguridad durante las obras en el túnel viejo.

A partir del 12 de septiembre los vehículos no podrán circular por esta infraestructura de lunes a viernes de 22:00 a 6:30 horas. Las vías alternativas serán la carretera del Sur y la del Refugio de El Pilar

El Cabildo reorganiza el tráfico por la Carretera de La Cumbre para favorecer la seguridad durante las obras en el túnel viejo
El Cabildo reorganiza el tráfico por la Carretera de La Cumbre para favorecer la seguridad durante las obras en el túnel viejo

El Cabildo Insular de La Palma, a través de la Consejería de Infraestructuras, reorganizará el tráfico en la Carretera de La Cumbre (LP-3) a partir del próximo 12 de septiembre con el objetivo de favorecer la seguridad durante la ejecución de los trabajos de remodelación del túnel viejo de La Cumbre. No se podrá transitar por esta vía de lunes a viernes entre las 22:00 y las 6:30 horas. Durante ese periodo de tiempo, las vías alternativas de comunicación entre el este y el oeste de la isla serán la carretera del Sur (LP-2) y la del Refugio de El Pilar (LP-301).

Jorge González, consejero del área, ha dado hoy a conocer en rueda de prensa esta nueva regulación junto al responsable de seguridad vial del Cabildo, Fernando Lozano. El consejero ha insistido especialmente en que “se trata de una medida avalada por informes técnicos externos e internos y que se toma para hacer prevalecer la seguridad de los conductores y que lleva aparejado el refuerzo de los turnos de trabajo en las obras del túnel viejo”.

Los sábados, domingos y festivos, los vehículos podrán transitar por el túnel viejo, por un solo carril y con especial atención a las medidas de precaución establecidas, tal y como viene ocurriendo desde el comienzo de los trabajos.

El consejero de Infraestructuras ha pedido “precaución, paciencia y calma” a quienes transitan por el principal corredor vial entre las comarcas este y oeste de la isla, a la vez que ha señalado que la nueva medida reguladora del tráfico será difundida en medios de comunicación, llevará aparejada señalización informativa y control por parte de la Consejería de Infraestructuras y de la Guardia Civil de Tráfico, que también avala la decisión tomada por el Cabildo.

“Las nuevas medidas de regulación del tráfico van a favorecer que las obras de remodelación del Túnel Viejo se realicen en el menor tiempo posible”, ha asegurado Jorge González.

El proyecto de remodelación del túnel viejo

Las obras que ya se están desarrollando en el túnel viejo de la carretera de La Cumbre suponen una inversión de 1,6 millones de euros, se realizan con cargo al Fondo de Desarrollo de Canarias (Fdcan) y tienen un plazo de ejecución previsto de cuatro meses. Consisten en tareas de impermeabilización para solventar el problema de las goteras y el peligro de deslizamientos en la calzada, así como en el asfaltado de este tramo de vía de 1.100 metros de longitud.

Además se instalará nueva señalización, se implementarán diferentes sistemas de telecomunicaciones como paneles informativos, cámaras y altavoces y se conectará con el centro de control de El Paso, lo que permitirá reducir el tiempo de respuesta en caso de que se produzca un incidente en el interior de la infraestructura.

También se incorporarán carros de extinción y elementos de comunicación móviles, todo ello con el objetivo de respetar el vaso de la infraestructura original, garantizar y mejorar la seguridad en la vía y mantener las características principales de la calzada, es decir, dos carriles en el mismo sentido.